Rejuvenezca y luzca su escote con rellenos dérmicos y botox

El escote es una zona del cuerpo que incluye el cuello, el pecho y los hombros. Suele estar muy visible, ya que la ropa de muchas mujeres se confecciona con escotes más bajos para mostrarlo. Lamentablemente, también se suele pasar por alto cuando se trata de tratamientos de rejuvenecimiento de la piel, aunque es uno de los primeros lugares, y más obvios, en los que se muestran los signos del envejecimiento.

Sin embargo, antes de que se deshaga de ese vestido y se cubra con escotes altos, tenemos una gran noticia para usted. El escote puede tratarse con la misma eficacia que la piel del rostro para reducir las arrugas, restaurar el volumen y ocultar los signos de la edad.

¿Qué causa el envejecimiento del escote?

La zona del cuello, el pecho y los hombros contiene menos grasa en el tejido, lo que significa que pierde su elasticidad más rápidamente. Esto crea arrugas y conduce a la flacidez de la piel a un ritmo más rápido que otras zonas del cuerpo.

Los músculos del cuello y el pecho tampoco están conectados al hueso, lo que añade más tensión a la piel cuando la gravedad se impone. Además, hay menos glándulas sebáceas alrededor del escote, lo que lo hace propenso a la sequedad, la irritación y las manchas de pigmentación.

Los daños causados por el sol, la genética e incluso la postura influyen en el envejecimiento de la delicada piel del escote. Sorprendentemente, la postura puede ser uno de los principales factores en la formación de líneas y arrugas. Si los hombros se giran, o incluso si se duerme de lado, es más probable que se formen líneas y arrugas en la zona del cuello y el pecho.

Los cambios hormonales durante la menopausia pueden agravar aún más los problemas de la piel alrededor del escote. Estos cambios provocan más sequedad e irritación en la zona, haciendo que la piel pique y resulte incómoda.

Combinación de rellenos dérmicos y Botox

Los rellenos dérmicos y los tratamientos con Botox llevan años tratando con éxito las líneas y arrugas faciales. Hay una gran variedad de marcas disponibles, pero en BCN Clinic solo utilizamos las mejores, que consiguen los mismos resultados.

Ahora, también se utilizan para tratar la zona del escote y devolverle su aspecto juvenil.

Botox para el escote

Tradicionalmente utilizado para igualar las líneas de expresión y las arrugas del rostro, la toxina botulínica A (Botox) actúa relajando los músculos que se encuentran bajo la piel para reducir las contracciones e igualar el aspecto de las arrugas.

Durante el tratamiento del escote, se inyectan pequeñas cantidades en la capa de la dermis de la piel a una distancia de 1-2 cm entre cada punto de inyección. Cuando se combina con rellenos dérmicos de ácido hialurónico, se consigue una zona del cuello y del pecho lisa y uniforme.

Rellenos para el escote

Los rellenos dérmicos se realizan con ácido hialurónico, que rehidrata la piel desde dentro hacia fuera. Los rellenos también devuelven el volumen a la piel con un efecto de relleno que reduce las líneas y las arrugas.

Administrado de forma similar al tratamiento con Botox, se inyectan pequeñas microinyecciones de los rellenos de ácido hialurónico en la dermis de la zona del escote. Al inyectarlas con una separación de 1-2 cm. se reduce el riesgo de aparición de bultos y desniveles, y se obtienen resultados duraderos durante 9-12 meses.

En BCN Clinic utilizamos solo las mejores marcas, y todas consiguen el mismo resultado cuando son administradas correctamente por un esteticista capacitado.

Así que, la próxima vez que se ocupe de las líneas y arrugas de su cara, no olvide que el Botox y los rellenos dérmicos también son perfectos para rejuvenecer su escote. Restaura tu piel y tu confianza para que puedas conseguir ese aspecto de lista A sin importar el conjunto que lleves.

Ir arriba
×